Simplificando la navidad

Ocasiones para hacer un alto en el camino, para reflexionar sobre los deseos para nuestra nueva vida, la que empieza con el año nuevo.

Un buen post de América Iniesta.

los buenos ejemplos

Ya está aquí la navidad. Y el nerviosismo se nota en el ambiente. Supongo que es porque siempre que hacemos algo en comunidad nos dejamos contagiar del sentimiento general. No sólo en Navidad (aunque esta fecha es más larga y hay más posibilidades de momentos comprometidos). En bodas, comuniones y bautizos, la mayoría de la gente se deja llevar por el estrés que les supone como ir vestidos, el regalo que deben hacer para quedar bien, o lo que pensarán o dirán los conocidos o familiares que asistirán.

En el fondo, muchas veces estos momentos navideños que deberían ser simplemente de disfrute y sonrisas, se reducen al maldito “que dirán”, a los regalos muchas veces de compromiso y a las comilonas que nos hacen gastar cantidades desproporcionadas de dinero. El pretexto es que así la economía se eleva. Pero pensemos en  cuánta gente se entrampará en estas fechas donde además…

Ver la entrada original 439 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s